Javier Hernández podría tener los días contados en el West Ham United después de darse a conocer que el club escuchará ofertas por el mexicano, además de que David Moyes, entrenador del equipo, pidió liberarse del exceso de delanteros con los que cuenta su plantel.

El delantero mexicano no se encuentra en su mejor forma futbolística, lo cual se combinó con una lesión en la llegada de Moyes, lo cual terminó por mandar al Chicharito directo a la banca.

En los partidos de Copa donde se le ha dado oportunidad de juego, no ha logrado convencer al no conseguir una sola anotación.

Hernández llegó como una de las grandes contrataciones del West Ham para esta temporada, después de su buen paso por el Bayer Leverkusen en donde se consolidó y era una de las figuras del cuadro.

Una baja en los goles, los pocos minutos y las lesiones se fueron conjuntando para que el Chicharo ya no entrara en los planes del cuadro londinense, quien desde su paso por el Manchester United ya guardaba una relación poco amistosa con el técnico del equipo.

Este 11 de enero, en conferencia de prensa, David Moyes comentó que la urguencia de su equipo para el mercado de fichajes pasa por el medio campo no en la delantera.

“Entre más avanza el tiempo no podemos seguir protegiendo a los jugadores, tenemos que ver a futuro y a momento necesitamos dos piezas que nos ayuden a mantener más el control del balón y a alimentar a nuestros delanteros, que de por sí son muchos”, indicó.

West Ham de momento se coloca en la posición 15 de la Premier League con 22 puntos, dos unidades más que el último sitio que lleva al descenso.