Los Pericos de Puebla culminan su primera de dos series en casa al enfrentar el tercer duelo de la serie ante los Toros de Tijuana, quienes han sucudido al pitcheo de los poblanos y lograron llevarse dos buenas victorias de su visita.

En los primeros dos duelos, los fronterizos superaron a los Pericos, en el primer juego con un marcador cerrado de 7-5, en duelo que necesitó de entradas extras para poder definirse.

Para el segundo de la serie disputado el día de ayer 19 de abril, los Toros de Tijuana en tres entradas culminaron con cualquier esperanza de Pericos por empatar la serie y con grandes actuaciones de Cyle Hankerd y Corey Brown, se llevaron una abultada victoria por 15-0.

Para este tercer duelo, la novena verde buscará rescatar una victoria en casa, en un punto de la temporada donde se comienza a ver el nivel del equipo, ya pasando por los altibajos de juego normal en un plantel tan joven, pero manteniéndose competitivos.

De momento, los Pericos se colocan en la cuarta posición de la Zona Sur, con marca negativa de ocho victorias por nueve derrotas, aunque solo están a dos juegos del liderato.

En el caso de Tijuana, las dos victorias sumadas en el Estadio Hermanos Serdán, le permiten tener récord de 11 ganados por seis derrotas, para estar a medio juego del líder Sultanes de Monterrey en la Zona Norte.

Las cosas para Pericos comenzaron de buena forma, con tres series ganadas, inclusive partiendo como líderes y demostrando que aún queda algo del equipo campeón. Pero, con el paso de los juegos, los equipos se empiezan a establecer y es donde la experiencia rinde frutos, con muchos de sus lanzadores sobre-lanzando y con fallas al buscar nuevos pitcheos, mantiendo esa postura de ser un equipo que batea mucho.

El encontrar una victoria este día ante los Toros, no solo significa para Pericos la oportunidad de seguir peleando en la punta, también alimenta las esperanzas de su público previo a enfrentar a los Diablos Rojos del México, equipo con gran afición en Puebla y que siempre cuesta derrotar.

Diablos apenas alcanza marca positva con 9-8 de momento, siendo ya un equipo más experimentado y que tomó la decisión de jugar con plantel mexicano, lo que no los ha hecho lucir menos, inclusive siendo un poco más impredecibles.

Es temprano en la temporada y como dice el dicho en el béisbol, aunque parece que no cuestan lo mismo, las derrotas en abril te pueden dejar fuera de la postemporada.